RAIS Fundación

Implícate
RAIS Fundación
Hazte socio

Presentación

Compartir: 

compartir en facebook compartir en twitter compartir en otras redes

RAIS Fundación es una entidad de iniciativa social, no lucrativa, independiente y plural de ámbito estatal creada en 1998. Trabaja de forma activa en la Comunidad de Madrid, Comunidad Valenciana, Andalucía, Cataluña, Región de Murcia, Asturias, Aragón y en el País Vasco a través de la Asociación RAIS Euskadi. 

MISIÓN

RAIS Fundación existe para conseguir que ninguna persona viva en la calle.

VISIÓN

Aspiramos a una sociedad que no permita que nadie viva en la calle. 

Creemos en la responsabilidad colectiva de generar soluciones frente al fenómeno del sinhogarismo. Necesitamos transformar las estructuras sociales que identifican el sinhogarismo como un problema individual y enfrentarnos a este fenómeno como un problema del conjunto de la sociedad. 

Apostamos por la influencia en la agenda social y política, la generación de conocimiento, la innovación y la evaluación de resultados como ejes vertebradores de la contribución de nuestra organización a la causa del sinhogarismo. 

Respetamos la autonomía de las personas y confiamos en su capacidad para construir su proyecto de vida, en un contexto social que reconozca y garantice los derechos de ciudadanía. Creemos firmemente en las personas. Y para ellas trabajamos. 

VALORES

  • En el centro, las personas. Nuestro trabajo se dirige a erradicar el sinhogarismo, trabajando para mejorar la calidad y condiciones de vida de las personas que viven en una situación de extrema exclusión social, partiendo de un respeto absoluto a la autonomía de las mismas y favoreciendo el ejercicio de los derechos de ciudadanía.
  • Enfoque de derechos y ciudadanía. Creemos en el derecho de todas las personas a tener una vida digna, basado no sólo en la cobertura de las necesidades básicas, sino en la garantía del derecho a la igualdad de trato y no discriminación, que garantice el acceso y ejercicio de todos los derechos de ciudadanía, junto al desarrollo de un sentimiento de pertenencia social. 
  • En el foco, la causa del sinhogarismo. Entendemos el sinhogarismo como un problema social y multidimensional, que excede a la dimensión individual del problema. Para conseguir soluciones estables son necesarias, además, transformaciones sociales. 
  • Orientación a soluciones. No nos conformamos con gestionar situaciones de exclusión, queremos solucionar el problema del sinhogarismo. Su dimensión es abordable y es posible dar una respuesta integral y colectiva. 
  • Corresponsabilidad. La respuesta a un problema tan complejo como el sinhogarismo requiere de la actuación coordinada de múltiples actores, empezando por las propias personas que se encuentran en dicha situación, pasando por el papel fundamental de las administraciones públicas como principales responsables de garantizar el derecho a una vida digna, así como del sector privado por su potencial contribución a la mejora de nuestra sociedad, y terminando por los movimientos sociales y el propio Tercer Sector por su rol transformativo y de vigilancia y denuncia de la injusticia social.  
  • Transparencia. Dar cuenta de quiénes somos, qué hacemos, cómo lo hacemos, con qué recursos contamos y qué resultados obtenemos forma parte de nuestro compromiso con la causa del sinhogarismo.